El comercio electrónico ha crecido mucho en los últimos tiempos y es un sector que seguirá aumentando ya que los móviles nos permiten navegar por Internet casi desde cualquier lugar, y contar con una gran variedad de aplicaciones y servicios. Esto facilita, entre otras cosas, la posibilidad de comprar rápida y cómodamente desde cualquier sitio, pero hay que extremar las precauciones. 

 

PAGINAS SEGURAS

Para pagar con seguridad es muy importante que navegues por páginas fiables. Por desgracia abundan en la red los sitios fraudulentos y que pueden poner en riesgo nuestra seguridad y privacidad. Hay que entrar siempre en sitios oficiales y nunca acceder a ellos desde enlaces de terceros.

Una buena señal de que una página es fiable es el hecho de que esté cifrada y utilice el protocolo HTTPS. De esta forma nuestros datos viajan seguros.

 

Y UTILIZAR MÉTODOS DE PAGOS SEGUROS

PAYPAL

Es una de las más seguras y fiables. Es cierto que podemos encontrarnos con estafas en PayPal pero no es algo habitual y con total seguridad tendremos menos probabilidad que en otras plataformas.

El hecho de utilizar plataformas como PayPal nos permite no tener que utilizar nuestra cuenta bancaria o tarjetas de forma directa. Simplemente podemos ingresar el dinero que necesitemos y posteriormente utilizarlo para pagar.

 

TARJETAS RECARGABLES

Una alternativa a las tarjetas bancarias tradicionales y un método cada vez más en auge. Puede que nuestro propio banco nos ofrezca esta posibilidad. También podemos adquirir tarjetas prepago que vienen ya con una cantidad económica.

Básicamente consiste en ingresar el dinero que necesitamos a través de otra tarjeta o método de pago. En caso de robo o algún tipo de fraude, simplemente se verá afectada esta tarjeta recargable y la cantidad económica que en ella haya, que por lo general será lo mínimo para realizar el pago que necesitamos.